Tel: 961301011 -
Haz click en:Copiar mailoAbrir mail
Mail copiado

¿Es lo mismo un nicho que una tumba?

¿Es lo mismo un nicho que una tumba?

Al fallecer una persona, las personas de la familia que se han de encargar de hablar con los servicios funerarios de Moncada tendrán que tomar una serie de decisiones sobre las que probablemente nunca antes se hayan planteado. ¿Entierro o cremación? ¿Dónde reposarán los restos? ¿Nicho o tumba?...

Es frecuente que los empleados de los servicios funerarios de Moncada, cuando llega el momento de hablar del lugar donde se va a proceder a enterrar los restos del fallecido, tengamos que explicar a los familiares las diferentes posibilidades existentes que, por norma general, suelen restringirse a un nicho o una tumba. Para algunas familias, sin embargo, no existe ninguna duda pues son poseedores de un panteón familiar donde suelen reposar todos los fallecidos de la familia.

Las tumbas se excavan directamente en la tierra y suelen tener cabida para tres féretros, es posible, varios años después del fallecimiento, solicitar en el cementerio un proceso denominado reducción de restos que permite ampliar la capacidad de la tumba. Por lo general, las tumbas se cubren con una  lápida de piedra, granito o mármol, sobre la que se pueden grabar las inscripciones o epitafios que se desee.

Los nichos, por su parte, en lugar de estar excavados en la tierra, son construcciones, generalmente de ladrillo, en las que se dejan cavidades para la colocación individual de los féretros. Es una fórmula pensada para economizar espacio en los cementerios. Cada fila de nichos suele tener cuatro o cinco alturas y, al igual que ocurre con las tumbas, suele cubrirse también con una lápida de piedra.

Cuando tengas que tomar una decisión de este tipo, siempre puedes contar con la ayuda del personal del Tanatorio Picó.  

haz clic para copiar mailmail copiado